Displays para mostradores

Los displays publicitarios son reclamos que suelen atraer la atención del consumidor siempre y cuando se coloquen en el lugar adecuado. Y el mostrador es uno de los puntos en los que más éxito pueden tener. Los clientes de una tienda pasan tarde o temprano por el mostrador, ya sea para preguntar algo o ya sea para pagar sus compras y entonces se encuentran que sobre el mismo hay cajitas con publicidad.

Mientras esperan su vuelta o el ticket de la compra pueden tomar los papeles que les interesan o leer la información del display que hay sobre la mesa. Si además hay un expositor con el producto pueden acabar realizando una compra de impulso o de último momento, llevándose algo no previsto pero que les ha producido curiosidad, les ha parecido útil o les ha despertado una necesidad.

Por ejemplo, un display con las ofertas de la tienda o las próximas promociones es una buena manera de que quién se pase por la tienda sepa qué es lo que puede encontrarse la siguiente vez que acuda e incluso que vaya a propósito para beneficiarse de una determinada oferta.

En el caso de los expositores es importante saber qué es lo que se pone en cada momento. Por ejemplo, ahora que llega el frío las barras de protector labial se venden como churros y tener un expositor con ellas en el mostrador hará que muchas personas que no se habían acordado de hacer esa compra, la recuerden y se la lleven.

Y lo mejor es que seguramente no entren a la tienda de nuevo a comparar precios, sino que cojan justo esa que se les ofrece en el momento de pagar, por lo que dicha marca va a salir muy beneficiada.

Por eso no solo los fabricantes piden que se pongan los expositores o displays en el mostrador, a veces lo hacen los dueños de la tienda para dar salida a un producto que, por ejemplo, está a punto de caducar y es necesario acabar con el stock.

Cuando es la marca la que solicita poner en un lugar determinado un expositor generalmente el comercio recibe algún beneficio a cambio, como un mayor margen de beneficios. De este modo la marca se garantiza el lugar en el mostrador y que el propio comerciante puede actuar como comercial incitando al cliente a la compra del producto, sabedor de que le deja un buen dinero.



Leave a Reply

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies